Speed Cups

¿De qué va?

Speed Cups es un juego de mesa familiar en el que deberás ser muy rápido. Con tus ojos y con tus manos. Como si se tratase de un duelo en el oeste. ¿Te apuntas?

¿Quién puede jugar?

Este es un juego pensado para jugar a partir de 6 años, pero se puede adaptar para niños más pequeños. Se puede empezar con él para familiarizarse con los colores y con las series verticales y horizontales. Es un juego familiar, que se adaptará a la perfección al nivel de los jugadores (ojo hablo de nivel, no de edad, ya que no son los más grandes los que ganan siempre). Pueden jugar entre 2 y 4 jugadores y las partidas suelen durar unos 15 minutos.

¿Cómo son los componentes?

En el juego tendremos 24 cartas, 5 cubiletes de colores para cada jugador y un timbre. Todo es de buena calidad, acorde a su precio. Sobretodo el timbre, porque con la de partidas que lleva! y aún suena.

¿Cómo se juega?

El vídeo no pretende ser una descripción exhaustiva del juego. Para eso es necesario leer bien las instrucciones. El objetivo es que os hagáis una idea de las mecánicas y ver si encaja con lo que estáis buscando.

¿Qué aprenderemos?

Speed Cups es un juego familiar en el que se trata de ser el más rápido colocando unos cubiletes. Así de sencillo. Y aquí es donde está su gran virtud.

Lo que aprenderemos será a reconocer patrones y a mejorar nuestra agilidad visual y orientación espacial.

Psicomotricidad y coordinación entre nuestras manos y lo que vemos. Sin que se den cuenta, irán colocando los cubiletes solamente mirando la carta. No necesitarán mirarlos. También mejoraremos la memoria espacial.

Al ser un juego muy rápido y muy corto el juego exige que haya una gran concentración en 15 minutos, sin dar oportunidad a que se despisten, así que es un buen juego para practicarla.

Y como en la mayoría de juegos aprenderán que a veces se gana y a veces se pierde, así que la gestión del éxito y del fracaso, será otro aspecto que adquirirán. El hecho de ser partidas muy rápidas hace que si pierden podrán aceptar más fácilmente el fracaso, ya que debido a su duración es factible poder jugar otra nueva. De hecho es rara la vez que jugamos una sola partida.

Nuestra opinión

Speed Cups es un juego que conocimos en unas vacaciones. Nos lo enseñaron y nos lo compramos enseguida. Su rapidez, sus reglas mínimas y su facilidad para jugarlo nos convencieron. Aunque tengas poco tiempo puedes echar una partida.

Al principio cuesta encontrar el equilibrio si juegas con niños más pequeños, ya que o les dejas ganar (cosa que no nos gusta) o siempre pierden, ya que aún no tienen la agilidad visual que tienen los adultos (cosa que luego es al revés y cuesta ganarles a medida que crecen).

Pero encontramos la manera de equilibrar el juego. Hicimos que el adulto jugara con una mano o no se pudiera preparar los cubiletes y ellos sí. En definitiva concederles alguna ventaja o ponerle al más hábil una dificultad extra, para que de esta manera el más pequeño no sufra en el transcurso de la partida. De esta manera el adulto también disfruta, ya que el componente de competición (sana eh!) se perdería.

Lo recomendamos mucho para familias, para adultos, para amigos, que a lo mejor no tienen ningún juego ni ninguna relación con los juegos de mesa. Siempre se acaba una partida diciendo «¿otra?«.

¿Lo compro?

Si te ves reflejado en las frases siguientes, te recomendamos que compres el juego.

  • Queremos tener un juego de habilidad sencillo.
  • Busco un juego corto, que necesite concentración.
  • Quiero un juego con pocas reglas.
  • Busco un juego en el que hacer que mis hijos estén concentrados al menos 10 minutos.
  • Quiero un juego para empezar a practicar colores y patrones con los más pequeños de la casa.
Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *